miércoles, 30 de septiembre de 2009

Enola Gay, Orchestral Manoeuvres In The Dark, 1980


Cuando la señora Enola Gay Tibbets (de soltera, Enola Gay Haggard) dio a luz a su hijo Paul en 1915, no podía saber que éste, treinta años después, iba a ser el responsable de la mayor matanza que un sólo avión iba a causar en toda la Historia. Tampoco podía saber que el avión, una Superfortaleza volante B-29 iba a llevar su propio nombre, para siempre asociado al de Little Boy, la primera bomba atómica lanzada contra una ciudad poblada: Hiroshima.

Treinta y cinco años después, la señora Tibbets seguía viva, con la muy respetable edad de 87 primaveras. Así que es posible de que alguien le informara de que un grupo pop inglés, de nombre algo difícil de pronunciar (en adelante, OMD) iba a utilizar el nombre del avión -es decir, su propio nombre- para evocar en una canción aquel trágico suceso en el que acabarían falleciendo unas 140.000 personas, la mitad de forma inmediata tras la explosión. Y de que aquella canción estaba sonando mucho, pero mucho, por todo el mundo. 

El single, lanzado el 26 de septiembre de 1980, supuso un éxito enorme en numerosos países. Incluido en su álbum Organisation, rompía con el carácter experimental de las primeras canciones de la formación. Planteado como un tema de ritmo bailable, su memorable arpegio de sintetizador se hizo inmediatamente popular, con un gancho que aún hoy continúa cada vez que suena por la radio.

Tras el tirón de Enola Gay, OMD tuvo su momento de gloria hasta más allá de mediados de década, gracias sobre todo a otros dos enormes triunfos comerciales, Souvenir y Maid Of Orleans, tema originalmente titulado Joan Of Arc, al igual que otra canción del mismo LP al que pertenecía, Architecture & Morality (como anécdota, en casa siempre se conoció a este tema como "Juana de Arco", cosas de los dobles títulos).

Sin más, aquí os quedáis con este estupendo tema estandarte del pop de sintetizadores. Y una de las dedicatorias más particulares que jamás llegaron a lo más alto de las listas. 





Hasta la próxima.



2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Que bueno!! Me recuerda mis años mozos ...

    ResponderEliminar